Hace un tiempo estuvimos recorriendo Salta, Jujuy y Tucuman. Fué uno de los viajes por el país que más me gustó. Mucho más que el sur. La gente es super amable, los paisajes precioso -la pasamos super, aunque me haya apunado- y cada lugar merece una foto.

Vienen de recorrida?

Arrancamos por Salta, tuvimos un día para recorrer un poco y descansar.

Salta me encantó, recorrimos el Museo de Arqueología de Alta Montaña de Salta, no fue wow pero está bueno para recorrer. Se recorre rápido.

Está bueno recorrer la Plaza 9 de Julio y tomarse un cafecito mientras suenan las campanas, pasar por la Catedral, todo dura poquito pero es muy pintoresco.

Luego comenzamos el viaje. Atravesamos el Valle de Lerma, zona agrícola-ganadera y en  el pueblito de El Carril nos desviamos por la Ruta 33  hacia la Quebrada del Escoipe, ascendimos por la Cuesta del Obispo hasta el punto más alto llamado Piedra de Molino a 3348 m.s.n.m. y cruzamos una parte del Parque Nacional Los Cardones.

Arribamos a Cachi al mediodía, almorzamos y luego de una caminata por el pueblo continuamos hacia el sur por Seclantas, centro de artesanos, Molinos y su criadero de vicuñas en semi-cautiverio, Quebrada de las Flechas y arribamos a Cafayate, zona vitivinícola por excelencia

El segundo día hicimos Ruinas de Quilmes, Amaicha y Tafí del Valle y regreso con noche en Cafayate.

Cafayate fue uno de mis lugares preferidos. La calma, el paisaje, todo. Pasamos por Piedra del Molino, El Museo de la Pacha Mama -hermoso-  es una obra del artista plástico Héctor Cruz, creada en el año 1996 sobre la Ruta Provincia 307 en el acceso a Amaicha del Valle. Demoró 6 años en terminarlo.

Luego pasamos por Cachi -otro lugar de cuentos-. Pasen por su Museo, es muy lindo.

La Garganta del diablo, es alucinante, se puede recorrer con calma y admirarla.

Al día siguiente,  visitamos el pueblo de Cafayate (amé, amé, amé) e hicimos noche, degustamos de vinos y regresamos a Salta pasando por la Quebrada de las Conchas y sus múltiples formaciones como La Garganta del Diablo, El Anfiteatro, Los Castillos, La Yesera entre otros.

A la noche, volvimos a Salta.

Al día siguiente, salimos bien temprano y arrancamos el recorrido a San Antonio de los Cobres siguiendo por ruta el camino del Tren a las Nubes.

Hicimos varias paradas en el camino para disfrutar del paisaje.   Almorzamos en San Antonio de los Cobres

y con la panza llena partimos hacia el norte por las Salinas Grandes, que es sensacional.

Seguimos viaje para Abra de Lipan y llegamos a Purmamarca -otro lugar que amé fuerte por su paz y su paisaje-  donde esta el cerro de los 7 colores.

Dato de color: La Quebrada de Humahuaca fue declarada Patrimonio Cultural y Natural de la Humanidad por la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Paseamos por Tilcara, Pucará y Humahuaca. Luego pasamos por Iruya, donde hicimos noche.

Al día siguiente regresamos a Humahuaca, Uquia, Maimara. Aprovechamos para visitar San Salvador de Jujuy, donde disfrutamos de algunas compritas por su centro.

 El viaje terminó cuando volvimos a Salta por camino de cornisa y de ahí a Buenos Aires.